Divorciémonos, tengo que ser Emperatriz

11497
publishing

Sinopsis

Nacida como princesa imperial, Arnoah se vio obligada a casarse con un rey patético de un pequeño reino vecino.Su hermano mayor, con quien no se lleva bien, era el emperador. No tuvo más remedio que hacer lo que le ordenaron.—Te amo, Larisa.—Larisa está tan feliz.Ya sea que su esposo tuviera una aventura con su dama de honor o no, ella se quedó en silencio y esperó su muerte.Inesperadamente su hermano mayor está muerto al igual que su segundo hermano.El siguiente en la línea de sucesión al trono era ella, Arnoa... No, ahora lo seria ahora su estúpido marido.Debido a que cualquier título que ella herede será conferido a su esposo de acuerdo con su contrato de matrimonio.No podía permitir que eso sucediera aunque muriera.—Necesito divorciarme, yo seré La Emperatriz.Su ex esposo aún no sabe nada, por lo que decidió actuar como una reina desquiciada.—Mirándote de cerca, tu cara es realmente vomitiva.Ella dijo todo lo que quería decirle a su esposo.—Sabes nadar, ¿no? Bueno, de igual manera tienes que hacerlo.Dijo al observar a su marido y a la criada infiel caer al estanque.Su objetivo es claro, se divorciara y convertirá en la gobernante del continente.—Si tan solo hubieras esperado un día más, el continente hubiera sido tuyo —le dijo a su exmarido, que tenía la boca abierta.Cuando se dio cuenta de la verdad, ya era demasiado tarde para él.—Te estoy diciendo que bajes la cabeza. ¿No me escuchaste?

 

Comentarios